cortes de carnes para la parrilla

Una parrillada se encuentra dentro de los instantes mucho más formidables que tenemos la posibilidad de comunicar con la familia o con un conjunto de amigos y el mayor éxito si la calidad de la carne recibe la aprobación de los convidados.

Los más destacados cortes de carne para gozar a la parrilla son los que surgen del lomo o la carencia del animal, como el lomo ancho, el lomo delmónico, el lomo de aguja y el lomo.

Deseamos proporcionarles una guía con ciertos avisos a fin de que logren escoger el más destacable corte en el instante de ordenar un inolvidable asado y hallar ser el «Rey de la parrilla».

Aquí les dejamos una mini guía a fin de que logren seleccionar el más destacable corte para el asado:

ASADO DE TIRA: Este corte es la parte media de las costillas y está clasificado como un corte graso, aportando un gusto pronunciado. Para eludir que quede duro, siempre y en todo momento se aconseja tener un fuego no intensísimo, puesto que su cocción ha de ser lenta y prolongada, iniciándola al lado de los huesos, preservando calor y cociéndose poco a poco la carne, quedando de esta forma jugosa y blanda. Más allá de que se conoce a este género de corte como un corte que se emplea en la olla, asimismo se utiliza para la parrilla, y es muy apetecible. Es suficiente con tener paciencia y tiempo para llevar a cabo el asado.

Filete

El filete es un filete tradicional del lomo de res. Se identifica por tener carnita magra con una aceptable proporción de mármol. Siendo un corte sin hueso, se puede dividir en porciones de forma fácil para una receta en la parrilla o en cualquier horno. Con el término exacto vas a tener una carne jugosa, con una suavidad única y de rápida cocción.

Es un corte procedente de las costillas, con una fachada única puesto que se reconoce por tener un hueso muy grande sosteniendo la carne. Esta es muy jugosa y aparte de su espesor de carne de calidad, tiene una aceptable porción de grasa que le da bastante gusto. Este corte lo podemos encontrar entre la chuleta 7 y la chuleta 12. Solicita abultado para mayor vivencia culinaria.

Malaya:

Para dejarla lista es suficiente con espolvorear con sal gruesa. Entonces se asa a fuego prominente por diez minutos por el lado que tiene la grasa (por ningún fundamento se quita esta grasa para asarla). En el momento en que se cumpla el tiempo y esté dorada, se da un giro y se asa por unos cuantos minutos. Recortar en trozos pequeños y probar.

  • Supone:

    Esta carne delgada se asa a temperatura media alta por 15 minutos por cada lado. En el momento en que esté lista, se le añade la sal. Es perfecto para ser útil en pequeños cortes y acompañar sales saborizadas o ciertos condimentos, donde cada individuo unta el pedazo de supone a la sal de su gusto. Ciertas opciones son: sal de mar con ajo y perejil y mercado.

Picanya

Justo donde acaba el lomo y comienzan lo que los carniceros llaman por la una parte de atrás hay una parte una banda de grasa.

Deja un comentario